Category Archives: Articulos

Beneficios para la salud de Kale-¿por qué es bueno para tu salud?

hoja de kale

La col rizada es uno de los alimentos más subestimados en el mundo. Muchas personas no saben lo que es y aún quienes lo hacen no resultará tan fácil reconocerlo cuando lo ven. Es una lástima porque Kale tiene muchos beneficios para la salud. Especialmente en el mundo moderno de hoy con nuestra dieta en general mal, es importante incluir estos súper alimentos como la col rizada en nuestra dieta de forma regular.

¿Por qué es tan saludable Kale? Tiene que ver con todos los nutrientes que contiene:

1. Kale contiene indol-3-carbinol, una sustancia que puede ayudar al cuerpo a luchar contra los productos químicos industriales conocidos como xenoestrógenos que pueden ser cancerosos y también al aumento abdominal grasa almacenamiento. Kale realmente le ayuda a mantener una línea de cintura delgada.

2. 1 taza de col rizada puede proveer con todos su dosis diaria recomendada de vitamina A, que es un elemento poderoso y grande para la salud de los ojos y dientes. Se tarda sólo un suministro de diente de esta hierba especial para darle este beneficio masivo.

3. Kale contiene varios componentes ricos de azufre que encontraron para luchar contra los elementos cancerosos en su cuerpo. En varios estudios con animales, estos tipos de elementos de azufre fueron encontrados para ayudar a reducir el tamaño de tumores en animales.

4. Kale contiene vitamina C, que es útil para combatir la infección y ayuda a la cicatrización cuando usted sufre heridas.

5. Kale es rica en vitamina B12 que ayuda a la función del sistema nervioso y es importante para varias funciones internas del cuerpo.

6. Kale es una sabrosa adición a muchos platos y ensaladas. Es muy baja en calorías con sólo 36 calorías para una taza entera de la hierba y por lo que es un alimento de la dieta excelente.

7. Ricos en calcio, Kale ayuda a mantener la fortaleza ósea y la estructura apropiada. Su contenido alto vitamina A también ayuda en este sentido.

8. Manganeso, que se encuentra en grandes cantidades en la col rizada, es también un excelente quemagrasas elementos como ayuda en el proceso de producción de energía de carbohidratos y proteínas.

Como puede ver, agregando Kale a su dieta puede resultar de gran ayuda para mantener la buena salud e incluso a quemar grasa adicional. Naturalmente, no tendrás un six pack abs sólo por comer coles pero sigue siendo una excelente adición a cualquier plan de alimentación saludable se centró en buena salud y aptitud para el largo plazo.

ensalada de kale

15 COSAS QUE TE AYUDARAN A SER MAS FELIZ

balloons

1 – Haz el bien.

Más allá del valor intrínseco de tenderle una mano al prójimo, hoy se sabe que ayudar a otro es la mejor forma de ayudarse a sí mismo. Esto incluye a familiares, amigos y también a extraños. Hoy por ti mañana por mi “Yo creo que la solidaridad es horizontal, de intercambio, de beneficio mutuo. Ser solidario es encontrarse con otro y es una experiencia horizontal: aún en su aparente “miseria”, aún en su necesidad, en su carencia, el otro me devuelve algo. Siempre recibimos al dar. Y no es algo teórico, o algo que suena bien. Es lo que sucede”, reflexiona Juan Carr fundador de red social.

2 – Busca tu pasión y hazte cargo de ella.

¿Qué es lo que te apasiona, eso en lo que te pierdes  y no sientes el paso del tiempo? Eso que pareciera que no te cuesta, porque te encanta hacerlo. ¿Pintar? ¿Tejer? ¿Tocar la guitarra? ¿Aprender un idioma? Descubre lo que te gusta hacer y alimenta tu pasión.

3 – Vive en el presente

No hagas la lista de las cosas que vas a hacer mañana mientras juegás con tus hijos. Dedicá el 100% de tu ser a lo que estás haciendo ahora, en todo sentido. Cuando hables con tu mamá, disfrutá ese momento. Cuando estás trabajando en el informe que tienes que entregarle a tu jefe, focalizate en eso y apaga tu celular. Concéntrate en el momento.

4 – Decide ser feliz.

“Ser feliz es una decisión”, dicen psicólogos. “Esto parece indicar que la felicidad no dependería de las cosas que nos pasan, sino más bien de la actitud con la cual enfrentamos lo que nos ocurre. La felicidad para muchos es algo que se anhela, que se busca, sin tener en cuenta que, como decía John Lennon, ‘es justo lo que ocurre mientras uno está haciendo otros planes’”.

5 – Piensa positivamente.

El  psicólogo Yves Thalmann dice que la felicidad está, por supuesto, ligada a la sensación de ser feliz. Sin embargo, no podemos elegir todo lo que sentimos, ya que no podemos optar por tener un determinado temperamento, predisposición o tendencias a sentir emociones definidas. Pero la felicidad es también una manera de ver las cosas y, por lo tanto, es el resultado de nuestros pensamientos: nosotros podemos elegir -de manera consciente- nuestra forma de pensar y enfrentarnos a los hechos.

6 – Disfruta del silencio.

No nos referimos a que vivas sin ver televisión o sin música, pero lo que sí podemos hacer es apagar por un rato la radio y demás artefactos y deleitarnos con esa tranquilidad. También puedes ir a una biblioteca, a un museo o a un jardín solitario y encantarte contigo mismo o simplemente no hacer nada y disfrutar del silencio.

7 – Saboreá las pequeñas alegrías.

Prestá atención a los pequeños momentos de felicidad que encuentres cada día. Utilizá todos tus sentidos para apreciar esos regalos de la vida: la sonrisa de tu bebé, la brisa en tu cara, el olorcito a café y tostadas de la mañana… Buscá el tuyo.

8 – ¡Dejá de pensar todo!

No le des mil vueltas a un asunto que te angustia. Está bien reflexionar sobre algo, pero que pienses una y otra vez sobre lo mismo no te ayudará a resolverlo. Salí a dar una vuelta, distráete, trata de olvidarte del problema. Cuando vuelvas a él, tendrás la cabeza más fresca para encontrar una solución.

9 – Ponte en movimiento

“La actividad física es un componente básico para alcanzar y mantener una salud adecuada”, explica el doctor Diego Iglesias, cardiólogo especialista en medicina del deporte y docente universitario. ¿No te pasa que cada vez que, aunque no tenías ganas de ir, cada vez que salís del gimnasio te vas recargada de energía, buena onda? También te pones en otra sintonía por un rato y despejas la cabeza

10 – Busca tu lado espiritual.

“No hay que poner inciensos para ser espiritual ni acudir al yoga, “Se puede ser ‘normal’ y, al mismo tiempo, espiritual”. “El desafío más grande es tener el coraje de mirar hacia adentro. Hay una lucha entre la razón, los viejos mandatos de viejas mentes y lo que el corazón pide a gritos que es cambiar hacia esa resonancia amorosa que pide el alma”.

11 – Se educado.

La amabilidad hacia los demás nos hace sentir mejor como individuos y nos permite reconocer al otro. Además no hay nada mas encantador que una persona educada.

12 – Fortalece tus lazos.

Pasá tiempo con tu familia y amigos. Invierte tiempo y energía  de calidad en las relaciones que te importan. Visita a tus amigos que son nuevos padres, anda a comer a la casa de tus papás el domingo, no faltes al cumpleaños de alguien que te importa, escribe a esa persona que está lejos. Tomate el tiempo para estar con tus seres queridos.

13 – ¡Divertite!

Dedícate a hacer cosas que te gustan y que te hacen sentir bien. Sal a divertirte con amigos, experimenta una clase de un baile que no sepas, busca la última película de humor que no hayas visto. Incorpora momentos de ocio a tu vida, cualquiera que te haga reír.

14 – Comé en forma saludable.

Una alimentación equilibrada, hecha a conciencia, es la clave para mantener la salud. Será importante, entonces, que revises tus hábitos alimenticios, y ver si es conveniente que corrijas alguno si te sientes bien físicamente esto se refleja en el interior y viceversa.

15 – Llegá temprano.

No vivas corriendo. ¿No crees que será menos estresante llegar a tiempo que estar sufriendo todo el viaje para ver cuán tarde llegas a esa cita de trabajo o al encuentro con tus amigos? Intentá programar tus actividades y reuniones en forma realista, de manera tal que puedas llegar de un lado a otro con tranquilidad. Acuérdate es fundamental evitar el estrés.

descarga (3)

Ventajas de comer mejor: es más sano y cuesta menos dinero

Existe el mito de que la alimentación poco saludable (” patron de dieta occidental”: exceso azúcares refinados como la fructuosa , grasas animales y alimentos procesados), es más barata que los alimentos frescos, legumbres, cereales, etc.

No es cierto. La comida basura no es más barata que la sana, sobre todo si se siguen algunos  consejos basicos. Se cumple la máxima de que, en la cocina, son necesarias menos palabras de sofisticados nutricionistas y más tradicion.

Mark Bittman ha explicado en The New York Times por qué las afirmaciones de que la comida basura es más barata que los alimentos saludables son una leyenda urbana.

Bittman: “A menudo leo declaraciones aplomadas del tipo: ‘cuando una bolsa de patatas fritas es más barata que una cabeza de brócoli'; o ‘es más asequible alimentar a una familia de cuatro personas en McDonald’s que cocinar una comida saludable en casa'”. Una percepción que, instigada, ha calado.

Comer mal es más caro

Los alimentos procesados y platos precocinados , no ya los restaurantes de comida rapida, son más caros que un plato saludable. Ni siquiera se sostiene, dice el periodista de The New York Times, el mito repetido de que la comida basura es más barata si se cuentan las calorías.

Los estudios de mercado muestran que la gente cree comer de manera más saludable de lo que en realidad lo hace , y en este pobre análisis de la realidad radica uno de los escollos para equilibrar los patrones alimentarios.

Varios factores influyen sobre esta tendencia, entre ellos la falta de tiempo, la influencia publicitaria, las practicas empresariales con dudosa ética o la falsa “conveniencia”, tal y como han descrito Michael Pollan en El dilema del omnívoro y Eric Schlosser enFast Food Nation (cuya poblacion no ha cumplido los diez años).

Luchar contra los estereotipos de la alimentación saludable

Por fortuna, es posible alimentarse de manera saludable no sólo manteniendo el presupuesto alimentario, sino reduciéndolo.

El problema, explica la profesora de la Universidad de California en Santa Cruz, Julie Guthman, es la a menudo no declarada percepción personal de los alimentos: cocinar es visto como un “trabajo” engorroso, mientras la comida precocinada o rápida es un placer inmediato que apela los impulsos quimicos cerebrales que regulan sentimientos como el placer y la recompensa.

Asimismo, en las últimas décadas se ha multiplicado la ubicuidad de los alimentos procesados: en Estados Unidos, hay 5 restaurantes de comida rápida por cada supermercado y, mientras los alimentos frescos se han encarecido un 40%, el precio de las bebidas carbonatadas y alimentos procesados se ha reducido en un 30%.

El fin del atracón colectivo

A ello hay que añadir el esfuerzo publicitario y de marketing de las empresas de comida rápida, que gastaron 4.200 millones de dólares en 2009; o el carácter adictivo de la comida rápida.

El éxito de la comida rápida y los aparentemente menos dañinos alimentos procesados es el resultado de medio siglo de esfuerzo de la industria alimentaria, según David A. Kessler, antiguo dirigente de la FDA estadounidense (Administración de Alimentos y Medicamentos).

Aun así, comer mal sigue siendo más caro.

En su libro The End of Overeating, Kessler expone cómo las empresas es esforzaron por crear alimentos con mayor densidad energética, más estimulantes y fáciles de digerir. Se esforzaron por aumentar su disponibilidad con más establecimientos y paradas móviles, e hicieron socialmente aceptable comer en cualquer momento y en cualquier lugar.

Riesgos de picar entre comidas y otros hábitos “impuestos”

Ello explicaría la afición estadounidense, que se extiende a otros países, de picar entre comidas -el hábito del “snack”-, hasta llegar a la actualidad.

Kessler: “Crearon un carnaval alimentario, donde vivimos ahora. Y, si estás acostumbrado a auto-estimularte cada 15 minutos, siempre puedes correr a la cocina a satisfacer esa necesidad”.

La ubicuidad de los alimentos precocinados y bebidas carbonatadas, presentes también en los centros educativos , apela al atractivo que, por cuestiones evolutivas, la gratificación instantánea tiene sobre nuestro cerebro.

Menos carne, más legumbres y verduras, menos cantidad

Adquirir hábitos alimentarios más saludables no tiene por qué dar mucho más trabajo, ni por qué ser más caro, ni ser menos apetecible.

He aquí algunos consejos básicos para comer de un modo más económico y saludable:

  • Comer menos carne: reducir la cantidad y frecuencia de carne en la dieta no tiene por qué ser traumático. No hace falta hacerse vegetariano de golpe, sino pasar la carne de punto central de la dieta a complemento. Su reducción o ausencia en la dieta permite un ahorro inmediato.
  • Empezar el día con avena o quinoa: residentes de Nueva York, la más saludable de entre las grandes urbes estadounidenses, comen dos veces más copos de avena que el resto del país. Un plato de avena cocinada al día puede reducir el nivel de colesterol, por su contenido de fibra soluble, según la Clinica Mayo.Acompañada de una dieta baja en grasas, la avena ayuda a reducir el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. La avena es económica y se puede comprar a granel.
  • Comer más legumbres: los residentes de São Paulo, la ciudad más poblada de América y una de las urbes más saludables en términos absolutos del mundo, comen 2,4 veces más legumbres que la media. Las lentejas, judías o guisantes son una fuente de proteínas, fibra, vitaminas y minerales que, en combinación con cereales como el arroz, conforman una proteína completa y constituyen los carbohidratos de mayor calidad que el ser humano puede ingerir. Son económicas y fáciles de almacenar.
  • Comprar productos de temporada: en entornos como el mediterráneo, comprar alimentos de temporada es fácil, puede realizarse a menudo muy cerca de casa y representa un ahorro sustancial. Los alimentos de temporada concuerdan, asimismo, con las necesidades alimentarias de cada estación; ocurre también con los platos populares de temporada.
  • Experimentar con verduras y hortalizas: las ciudades con población más saludable comen más verdura de media, según Massive Health. Es sencillo incorporar la rutina de incluir siempre una ensalada en cada comida, así como incorporar verduras y hortalizas en otros platos.
  • Reducir el tamaño de las porciones: uno de los trucos del bajo nivel de obesidad de Francia, pese a incluir en su dieta alimentos ricos en grasa como queso o embutidos, así como varios platos en cada comida, es el menor tamaño de las raciones en comparación con otros países.

Michael Pollan compila en su libro Food Rules estos y otros consejos básicos  para una alimentación saludable.

Obesidad entre los más pequeños

Las consecuencias de la expansión de la “dieta occidental”, rica en azúcares, alimentos precocinados, grasa animal y bebidas carbonatadas, se extienden a todos los ámbitos, desde el educativo al sanitario.

El exceso de peso afecta a uno de cada cuatro niños en España, porcentaje equiparable al de Estados Unidos, con especial incidencia en las edades más tempranas.

Sobre la talla de los cinturones

Los hábitos alimentarios han evolucionado con la sociedad, como lo han hecho nuestros cuerpos. Sólo hay que observar el crecimeinto de la cintura de la población masculina mundial desde 1980, que se ha agrandado con el aumento de la prosperidad relativa.

Hay una única gran excepción : India, donde la población masculina es todavía más delgada en la actualidad que en 1990.

Según un estudio del Imperial College londinense publicado en the Lancet, en 1980 la obesidad era un fenómeno del mundo desarrollado, con la única excepción de la Polinesia.

El sobrepeso, un fenómeno mundial

En los siguientes 30 años, la obesidad y el sobrepeso han aumentado en los países ricos, pero también en las economías emergentes: Brasil, Sudáfrica, Turquía, México o Irán deberán asumir el aumento de los costes sanitarios de la tendencia.

Desde 1980, el índice de prevalencia de la obesidad entre los hombres se dobló, hasta alcanzar el 10%, con una tendencia similar entre las mujeres. En Estados Unidos, uno de cada tres adultos es obeso, mientras 25 millones de estadounidenses padecen diabetes, según The Economist.

La tendencia observada en todo el mundo en las tres últimas décadas demuestra que la población no sólo necesita un determinado número de “nutrientes” o “calorías”, sino los nutrientes adecuados  (de ahí la insistencia de Michael Pollan de “comer comida, no demasiada, sobre todo plantas”).

No sólo calorías, sino calorías de calidad

Según Joachim von Braun de la Universidad de Bonn, las dietas han mejorado en términos generales en los últimos 30 o 40 años y se registra una proporción de malnutrición inferior que en el pasado (aunque superior en número debido al crecimiento de la población mundial).

Pese a que cada vez más gente ingiere calorías suficientes, su mala calidad genera deficiencias de 4 nutrientes: hierro, zinc, yodo y vitamina A. Dolencias como la anemia, la ceguera infantil o el retraso cognitivo están relacionadas con la carencia de estos nutrientes.

Más calorías no equivalen a mejor salud

Por primera vez en la historia, más calorías no equivalen a mejor salud, y la epidemia se extiende a países menos bienestantes, como México (segundo país con mayor porcentaje de obesos, tras Estados Unidos) o Guatemala (donde el índice de obesidad se ha cuadruplicado en 30 años).

La obesidad y el sobrepeso no se da de manera uniforme entre todas las capas socio-económicas de las sociedades desarrolladas, al ser más presente entre la población con menores ingresos y peor nivel educativo.

Los investigadores alertan de que el sobrepeso, la obesidad y los trastornos alimentarios también tienen un origen quimico: nuestra manera de regular los niveles de dopamina e insulinainfluye sobre nuestro apetito, estado de ánimo, control impulsivo, autoestima, etc.

La gratificación instantánea

Se mire a la industria, a los hábitos sociales o a la propensión humana por favorecer los alimentos que gratifiquen el cerebro de manera instantánea (los ricos en azúcares y grasas), no sólo desperdiciamos más alimentos, sino que también comemos más cantidad y con mayor frecuencia.

Michael Pollan explica la evolución del tamaño de las porciones alimentarias en Estados Unidos -y el origen económico de esta tendencia- en su ensayo El dilema del omnívoro.

El aumento de la producción en las últimas décadas y la subvención de alimentos considerados hasta hace unas décadas como complementarios debido a su elevado precio relativo (la carne roja, por ejemplo) han acabado, por tanto, sobre todo en el estómago de la población.

Las matemáticas de la obesidad

El matemático y físico del MIT Carson C. Chow ha estudiado la evolución de la obesidad en Estados Unidos desde un nuevo punto de vista, el puramente matemático. Su idea es ayudar a dilucidar algunas tendencias, a partir del estudio de datos con modelos matemáticos.

Las matemáticas de la obesidad son, en el fondo, coherentes con el punto de vista de Eric Schlosser en Fast Food Nation, o con el de Michael Pollan en El dilema del omnívoro.

No obstante, también refutan algunos mitos establecidos en torno a cómo funciona nuestro organismo en relación con nuestra nutrición. “La idea extendida de que reducir 3.500 calorías equivale a perder medio kilo de peso es falsa. El cuerpo cambia a medida que pierdes peso”.

Cuanto más gordo, más propenso a engordar

“De manera interesante, hemos encontrado que, cuanto más gordo, más fácil es subir de peso. 10 calorías adicionales diarias añaden más peso en una persona obesa que en alguien delgado”.

“Otro hallazgo: enormes variaciones en la ingesta diaria de alimentos no producirán cambios de peso, siempre y cuando la ingesta promedio de alimentos durante un año sea la misma. Ello se debe a que el cuerpo de una persona responderá lentamente a la ingesta de alimentos”.

En cuanto al espectacular aumento de la producción de alimentos en Estados Unidos en las últimas décadas, Carson C. Chow se muestra tajante en una entrevista a The New York Times:

El entorno

“¿Qué hace la gente cuando hay más comida en su entorno? ¡Acaba comiéndosela! Esta es, por supuesto, una idea muy controvertida. Sin embargo, el modelo muestra que el aumento en la producción de alimentos es correlativo a nuestro incremento de peso”.

Otro de los hallazgos de los modelos del profesor Chow es la lentitud con que se produce el cambio de peso, tanto al alza como a la baja. Si bien cualquier restricción calórica funcionaría si es consistente y equilibrada, la reacción corporal es del orden de un año.

Carson C. Chow cree que, debido a la recesión, la epidemia de obesidad quizá haya llegado a su cénit, debido a que, desde la crisis financiera, los alimentos se han hecho más caros en relación con la renta familiar disponible.

La solución pasa por comer alimentos saludables, reducir la frecuencia de los alimentos más caros y con mayor riesgo para la salud (carne y derivados), reducir las porciones y no picar entre comidas. Estos cambios reducirán, de paso, la factura alimentaria de un individuo o familia.

No hay varitas mágicas

Chow: “No hay varita mágica en esto. Simplemente, hay que reducir las calorías y mantenerse alerta a lo largo de toda la vida”.

eating-healthy

¿Qué es y por qué debemos evitar el glutamato monosódico?

Más dañino que el alcohol, la nicotina y muchas drogas, este aditivo se emplea en casi todos los alimentos procesados.

descarga (1)

En la actualidad uno de nuestros peores hábitos  es el consumo de alimentos procesados. Los altísimos contenidos de sodio, grasas y químicos impronunciables han transformado una experiencia que solía ser nutritiva en algo puramente artificial y hasta dañino. Entre los muchos aditivos químicos en nuestros alimentos se encuentra el glutamato monosódico (GMS), también conocido como el aditivo “umami”. El umami es uno de los cinco sabores básicos, junto con con el amargo, dulce, ácido y salado, se encuentra naturalmente en algunos alimentos como la carne, las espinacas y los champiñones, sin embargo el GMS es el resultado de un proceso químico.

En Estados Unidos es “Generalmente Reconocido como Seguro“, mientras que la Unión Europea lo clasifica como un aditivo alimentario, sin embargo, el consumo de alimentos con GMS se ha asociado con algunos síntomas y malestares.

¿Qué es?

El GMS es un aditivo que mejora el sabor de algunos alimentos procesados. Hace que las carnes procesadas y la comida congelada sepa más fresca, que los aderezos tengan un mejor sabor y le quita el sabor metálico a los alimentos enlatados.

En términos químicos el GMS contiene un 78% de ácido glutámico libre, 21% de sodio y hasta 1% de contaminantes. El GMS “engaña” a nuestro cuerpo haciéndonos creer que la comida sabe mejor, más sana y más rica en nutrientes.

¿Por qué debemos evitarlo?

El consumo de GMS puede causar dolores de cabeza, migrañas, espasmos musculares, nausea, alergias, anafilaxis, ataques epilépticos, depresión e irregularidades cardiacas. Ya que es una neurotoxina, daña el sistema nervioso y sobre-estimula a las neuronas llevándolas a un estado de agotamiento, y algunas de ellas eventualmente morirán como consecuencia de esta estimulación artificial. Además, consumir alimentos con GMS hace que los niveles de glutamato en la sangre sean más altos de lo que deberían ser, y si estos niveles se mantienen así, el glutamato se filtra al cerebro causando y contribuyendo a malestares físicos. Información : Ecoosfera

cubos-knorr-sazonadores-glutamato-550x309

Etiquetado

Cuatro malos hábitos alimenticios que hacen envejecer

images

Una alimentación adecuada es indispensable para tener un aspecto saludable y mantener una buena forma física. Nuestros compañeros de The Huffington Post han hecho un listado de los malos hábitos a la hora de comer que fomentan un envejecimiento más rápido.

1. Consumir demasiada carne roja y productos lácteos altos en grasas.

Un estudio sobre salud en la mujer de mayo de 2012 evidenció que las grasas saturadas -que se encuentran en la carne roja y en los productos lácteos ricos en grasas- hacen que el cerebro envejezca más rápidamente que con otros tipos de grasas. El estudio se llevó a cabo siguiendo los hábitos alimenticios de 6200 mujeres mayores de 65 años y descubrió que las que contaban con índices mayores de grasas saturadas tenían peores resultados en los test de inteligencia. La buena noticias es que se puede ralentizar el envejecimiento tomando aceite de oliva u otras grasas monoinsaturadas.

2. Tomar mucha sal.

Un poco de sal está bien, en exceso no. La sal deshidrata el cuerpo y en altas cantidades contribuye a enfermedades de riñónaumenta la tensión arterial e interfiere con el buen desarrollo de los huesos. Un estudio realizado por investigadores de Baycrest, en Toronto (Canadá), resalta que una dieta alta en sal puede afectar a la salud cognitiva en adultos.

3. Abusar del azucar.

El exceso en el consumo de azúcar ha sido tradicionalmente vinculado con el envejecimiento. Este edulcorante daña el colágeno, lo que provoca arrugas y flacidez en la piel.

4. Comer con prisas y estrés o en el escritorio o en el coche.

Las principales hormonas del estrés impulsan la sangre lejos desde el estómago y a las extremidades, por lo que cuando se come en un estado nervioso es más difícil que el cuerpo digiera los alimentos. El estrés también puede conducir a comer en exceso, lo que puede desembocar en obesidad. Además, puede agravar la diabetes en pacientes diagnosticados.

pg-bad-eating-habits-07-full

Etiquetado ,

Los peligros (que no te han dicho) de tomar refresco de dieta

Un nuevo estudio conducido por Pudue University ha encontrado que los endulzantes artificiales en la soda de dieta pueden causar aumento de peso, síndrome metabólico, diabetes y enfermedades del corazón.

Además, el estudio también encontró que los endulzantes artificiales en los refrescos pueden interferir con la respuesta normal de tu cuerpo al azúcar, desregulando los niveles normales de azúcar en la sangre incluso más que el refresco regular.

Esto es porque el azúcar falsa engaña a tu cuerpo a pensar que estas tomando calorías asociadas con el sabor dulce. Pero eso significa que el cuerpo no sabe cómo procesar el azúcar regular; y deja de liberar la hormona que controla el azúcar en la sangre y la presión arterial.

Susan Swithers, autora del estudio de Purdue, declaró que a los consumidores de refresco no siempre se les dan los hechos correctos acerca de las consecuencias de tomar refrescos de dieta. “No es raro que a la gente les lleguen mensajes de que los productos artificialmente endulzados son sanos, les ayudará a perder peso o a prevenir el aumento de peso”, dijo Swithers. “Los datos que respaldan tales declaraciones no son muy fuertes, y aunque parezca sentido común pensar que los refrescos de dieta no son tan problemáticos como los refrescos regulares, el sentido común no siempre está bien”.

via:ecoosfera

refresacos

Etiquetado , , , , ,

¿Que es la quinoa?

quinoa amarilla

La quinoa es un pseudocereal porque no pertenece a la familia de las gramíneas, que engloba a los cereales “tradicionales”, pero debido a su alto contenido en almidón se utiliza como un cereal (los almidones comerciales se obtienen de las semillas de los cereales).

La quinoa es considerada por la OMS y la FAO, como uno de los alimentos más completosde la naturaleza. Además la NASA lo recomienda a los astronautas en sus viajes espaciales por su alto contenido en proteínas. Se trata de un alimento muy nutritivo, barato y fácil de asimilar.

La quinoa es originaria de América del Sur. En la actualidad Bolivia es el primer productor mundial, seguido de Perú y Estados Unidos.
En Estados Unidos comenzaron a interesarse por su cultivo por sus propiedades para aumentar el rendimiento de los campos, y adaptarse a todo tipo de terreno, así como por poder superar condiciones climatológicas adversas.

quinoa-granel

¿Dónde comprar quinoa?

Desde hace algunos años, la quinoa se ha vuelto muy popular en Europa,Estados Unidos y ahora en México, gracias a su multitud de propiedades y ahora podemos comprar quinoa en muchos establecimientos, por haberse convertido en un alimento de uso cada vez más habitual.

Podemos comprar quinoa tanto en tiendas organicas, en tiendas macrobioticas o en las secciones de dietética de los supermercados. También la podemos encontrar la quinoa en tiendas que vendan a granel, como mercados o ultramarinos y sino, en un lugar al que podemos recurrir siempre: Internet.

La quinoa está cubierta de saponina (una resina amarga) y sus granos no necesitan ser tratados para ser cultivados, por eso se le considera casi siempre como un “alimento biológico“.

La proporción de glúcidos de la quinoa es bastante similar a la de los cereales y tiene un alto contenido en proteínas y enaminoácidos, parecidos a los de la soja, lo que hace a la quinoa recomendable en dietas vegetarianas.

Además, la quinoa no contiene gluten así que otro de sus beneficios es que es un alimento apto para celiacos.

En el DF la puedes encontrar en Green Corner u Origenes Organicos. Si bien no es barata, es muy saludable y si te rinde.

quinoa azul

Etiquetado

Alimentos Ácidos y Alcalinos.

Con el paso del tiempo se nos está informando cada día más sobre la alimentación alcalina y como la acidez de los alimentos puede afectar nuestra salud.

La alimentación propuesta por los naturistas cada vez da más importancia a losalimentos alcalinos y a estos dos conceptos, ya que la evolución que sufren los alimentos después de la digestión influyen de manera importante en la correcta actividad del organismo. Ahora sería bueno adquirir nuevos conocimientos sobre cuales son los alimentos alcalinos o que alcalinizan y los que, por contra pueden ser acidificantes naturales (alimentos ácidos).

Después de haber terminado el proceso de digestión todo aquello que hubiéramos ingerido se descompone en los nutrientes básicos de los cuales estaba formado; es decir que pasa a ser materia asimilable por nuestro organismo que dependiendo de la cantidad de proteínas, hidratos de carbono, grasas, minerales y vitaminas, fitonutrientes, trazas minerales etc. que posean determinarán la acidez o la alcalinidad residual.

Es decir, dejan unas “cenizas” que pueden ser de naturaleza alcalina o ácida dependiendo de si los alimentos ingeridos fueron alimentos alcalinos o alimentos ácidos.

Qué es alcalinidad y qué es acidez?

Cualquier componente biológico-orgánico que haya en la naturaleza sufre una reacción de forma ácida o alcalina Para comprobar dicho proceso la medición se realiza por medio de una escala que se denomina pH, cuyos valores oscilan entre el rango de 0 a 14, siendo 7 de PH el valor que se ha determinado como neutro.

Ahora deberíamos conocer cómo influyen en nuestro cuerpo losalimentos alcalinos y los alimentos ácidos, ya que para que nuestras células trabajen de forma correcta y apropiada su PH debe ser ligeramente alcalino. En una persona que esté en perfecto estado de salud el PH de la sangre debe estar entre 7,35 y 7,45. En todo momento la sangre se está autorregulando para no sobrepasar el PH de la franja anteriormente citada y no entrar en acidez metabólica garantizando así el buen funcionamiento de las células de nuestro cuerpo para una óptima salud. Las células que componen nuestros órganos obtienen las bases que neutralizan la acidez de nuestra sangre sobre todo después de haberse efectuado la metabolización de los alimentos alcalinos ingeridos. Lo importante, en resumen, es el equilibrio del ph del cuerpo.

Debido a que nuestra forma de vida y hábitos alimenticios están pervertidos por décadas de publicidad e intereses creados de las industrias alimentarias y otras “cargas de estress”, nuestro ph tiene tendencia a ser ácido. El exceso de alimentos ácidos y la falta de alimentos alcalinos en nuestra dieta son clave en la tendencia del pH de nuestro sistema “Cuerpo”.

Alimentos Alcalinos y Ácidos

Los alimentos que contribuyen con los macro y los micronutrientes necesarios para nuestro sustento y mantenimiento diario, también son los responsables de las aportaciones de acidez y alcalinidad a nuestro organismo, las cuales son imprescindibles para tener un organismo sano.

Uno de los principales minerales para neutralizar la acidez en la sangre es elcalcio por lo cual si nuestra alimentación, que tiende a ser ácida, usará sabiamente éste mineral  de los huesos, dientes y tejidos para neutralizar esta acidez, pudiendo ocasionar una desmineralización de nuestro organismo que contribuya a ocasionar problemas y apareciendo las enfermedades tales como: osteoporosis, caries, uñas frágiles y quebradizas, anemia, debilidad, problemas digestivos, Candidiasis etc.

Aquí es donde se establece la dualidad entre la alimentación alcalina y la acidificante para lograr estar en perfectas condiciones de salud.

Los alimentos provocan una reacción ácida o alcalina que se manifiesta en el PH de la sangre, indiferentemente del PH que posea cada alimento, por eso debemos clasificar los alimentos de la siguiente manera:

Sobre todo, los alimentos alcalinos se encuentran en:

Agua Alcalina – Frutas – Verduras – Cereales Integrales – Miel

y Alimentos Ácidos que producen la acidificación de la sangre:

Lácteos – Quesos – Carnes – Cereales refinados – Azúcar blanca – Té – Café

No quiere decir que elimine totalmente estos alimentos ácidos sino que simplemente debe consumirlos con prudencia. Así que si posee una mayor información sobre los alimentos que producen acidez, los alimentos alcalinos y de qué manera afectarán tu organismo podrá comprender mejor cual es la importancia que poseen dichos nutrientes en su vida.

Tabla Alimentos Acidos y Alcalinos

Los 10 beneficios de consumir alimentos orgánicos.

¿Cuándo comes te preguntas que te estas llevando a la boca? En la vorágine cotidiana, la mayoría de las personas deja los hábitos saludables de lado y se vuelca a comprar productos saturados en grasas y conservantes.

En general, las marcas de supermercados son tentadoras y nos ofreces soluciones rápidas para la cocina. Aunque siempre es mejor acudir a las frutas y verduras de un almacén de barrio o verdulería, antes que comprar en las grandes cadenas.

La comida orgánica es más segura, ya que esta técnica agrícola prohíbe el uso rutinario de plaguicidas y herbicidas que se da frecuentemente en combinaciones potencialmente peligrosas.

Estudios científicos han demostrado efectos reales sobre la salud. Además se ha comprado excelentes resultados como terapias alternativas para el cáncer.

Para alegría de los amantes de la vida sana, no es necesario contar con un extenso jardín para crear tu propia huerta, ya que hay varios emprendimientos que guían a las personas que viven en las grandes urbes para que puedan tener pequeñas plantaciones en balcones y terrazas.

Sus beneficios

1- Su cultivo no tiene químicos, pesticidas, fertilizantes o aditivos sintéticos.

2- Contienen un sabor, aroma y color mucho más intenso.

3- Los alimentos orgánicos son más nutritivos ya que contienen niveles más altos de vitaminas, minerales esenciales, antioxidantes, hidratos de carbono y proteínas.

4- Las frutas y verduras orgánicas podrían tener hasta un 40% más de antioxidantes que los vegetales convencionales. A sí mismo el nivel de Vitamina C y proteínas en cereales y hortalizas.

5-Protegen la salud del consumidor y del agricultor.

6- Son productos rigurosamente certificados, lo que asegura al consumidor una completa satisfacción.

7- Al consumir alimentos orgánicos también mejora la fertilidad en las parejas ya que muchos plaguicidas usados en los cultivos tradicionales afectan la fertilidad de hombres y mujeres.

8- Mejoran el sistema inmunológico y protegen a los niños de los pesticidas, lo cual les aportan más nutrientes a su organismo.

9- Ayudan a prevenir el calentamiento global y el cuidado del medio ambiente.

10- Lo orgánico apoya la biodiversidad en las áreas cultivadas.

alimentos

Etiquetado , , ,

La forma en la que comes es tan importante como el propio alimento

En la última década se ha desatado una masificación de la conciencia alimenticia. La popularización de los alimentos orgánicos, las múltiples denuncias ante las prácticas industriales de producción, y diversas modalidades de dietas, entre otros indicadores. Sin embargo, cuando nos proponemos comer mejor, pocas veces enfatizamos en la forma en la que nos alimentamos –más allá del tipo o calidad de los propios alimentos.

Dentro de distintas tradiciones, sobretodo orientales, se da enorme importancia no solo a llevar una dieta saludable, sino a la manera en la ingerimos la comida. Por ejemplo, la cocina ayurveda te recomienda masticar lentamente cada alimento, lo cual permitirá una mejor digestión. En el caso del Zen, aplicando la misma perspectiva que emplea para cualquier actividad, te sugieren vivir plenamente el instante, idealmente en silencio, y haciendo conciencia en cada movimiento.

A continuación una serie de recomendaciones que permiten transformar una comida, cena, o desayuno, en una verdadera sesión meditativa. Lo anterior conlleva múltiples beneficios, por ejemplo evitar desórdenes alimenticios o problemas gastrointestinales, aprovechar mejor los nutrientes activos de cada alimento, gozar de una digestión ágil, y combatir el sobrepeso, la diabetes, y otros males.

La atención

Al igual que con cualquier otra actividad que lleves a cabo, lo ideal es fijar tu atención plena en el comer. Así, inevitablemente, iras registrando cada sabor y textura, la temperatura y la consistencia de cada alimento. Lo anterior probablemente enriquezca la experiencia misma, y facilité la comunión entre tú y aquello que estás ingiriendo.

El ritmo

Procura ingerir tus alimentos despacio. El masticar entre diez y quince veces cada bocado permitirá a tu estómago procesar con mucho mayor facilidad la comida. Además, el alimento tendrá tiempo de hacerse sentir en tu estomago antes de que hayas terminado de comer, lo cual evitará que comas más de lo necesario.

El silencio

En la medida de lo posible, procura al menos algunas de tus comidas, realizarlas en silencio, e idealmente sin distracciones como el teléfono, la televisión, o incluso la lectura. “Saborea el silencio junto con tus alimentos”, dicen algunos.

El agradecimiento

En muchas culturas se acostumbra, a modo de ritual introductorio, dar gracias o bendecir los alimentos. Esto, más allá de hábitos religiosos o modismos neo-místicos, facilita el que valoremos la posibilidad de acceder a las viandas que tenemos delante –y en todo caso hay buenas razones para pensar que el agradecimiento es, en cualquier contexto, un sano recurso existencial.

Tips-to-Healthy-Family-Meals

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.